Chile

publicidad
17 de marzo de 2013 • 12:40 • actualizado el 18 de marzo de 2013 a las 17:16

Nueva ley iguala tuición de los hijos para padres y madres

La jueza de Familia Gloria Negroni, el sicólogo Miguel Morales y la organización Amor de Papá analizan el impacto de la nueva normativa.

 

La preferencia legal hacia la madre en caso de tuición de hijos de padres separados llegó a su fin. El Congreso aprobó esta semana el proyecto de ley de tuición o cuidado compartido de menores, estableciendo que queden bajo el cuidado de la persona con quien reside mientras la justicia decide su destino.

La medida ha sido calificada como un cambio fundamental, como un avance histórico y como un regalo para la sociedad, tanto por una jueza de Familia como por la organización Amor de Papá, entidad que desde el año 2008 empujaba por su aprobación; mientras que un psicólogo rescata el valor de las mediaciones para evitar traumas en los niños.

Jueza Gloria Negroni.
Foto: Gentileza

 “Es un cambio fundamental. Lo que dice esta ley que viene es que cuando los padres se separan se deben poner de acuerdo y si no se ponen de acuerdo va a haber una resolución judicial que va a decir en 60 días con quién se va a quedar el niño, pero mientras no haya una resolución el niño queda donde está residiendo”, explica la magistrada del Tercer Juzgado de Familia de Santiago, Gloria Negroni.

Negroni califica la aprobación de esta norma como un “tremendo avance que pone el foco en el niño y hace personas más conscientes, más responsables de sus actos”.

“Hay una concepción de dónde va a estar mejor el niño y cuál es la situación mejor para un niño cuyos padres se separan, manteniendo la estabilidad emocional, afectiva, económica, educacional”, agrega.

Respecto a la forma en que los tribunales decidirán a quién corresponderá la tuición, la magistrada explica que “esta nueva ley propone parámetros que tienen que ver con la vinculación afectiva que tiene el niño con los padres, las opiniones del niño, con la actitud de cada uno de los padres de colaborar con el otro, con el tiempo y la dedicación efectiva que el padre tenía antes y después”.

La ley de tuición o cuidado compartido de menores espera su promulgación, tras haber sido aprobada por el Senado el pasado martes.

El triunfo de Amor de Papá

David Abuhadba (segundo a la derecha) junto a los otros presidentes de la organización Amor de Papá-
Foto: Gentileza

La discusión de esta nueva normativa comenzó por petición de la organización Amor de Papá, quienes presentaron la idea con el apoyo de los ex diputados Álvaro Escobar y Esteban Valenzuela, además del actual senador Francisco Chahuán.

David Abuhadba, presidente de la agrupación, califica la aprobación de la medida como un “tremendo regalo para nuestro país, un cambio histórico que va a marcar un antes y un después en nuestra sociedad”.

“Con esta ley esperamos que nuestros hijos no sean nunca más maltratados al extremo que vivieron durante todo este tiempo que rigió una ley discriminatoria e inconstitucional que generaba maltrato, abuso y muerte”, agrega.

El líder de Amor de Papá manifestó que otro aspecto positivo de este proyecto de ley es que se “privilegia el acuerdo por sobre la disputa, el no llegar a tribunales, que los hijos no sean sometidos a interrogatorio en los tribunales, que los niños pasan a ser sujetos de derecho y no objetos”.

Ante el rol que cumplirá la organización tras la promulgación de la ley de cuidado o tuición compartida de menores, Abuhadba explica que buscarán reunirse con el presidente de la Corte Suprema para asegurarse que los jueces apliquen esta noma correctamente.

“La Ley Amor de Papá es un triunfo de la sociedad civil organizada a través de nosotros, de los mejores senadores que sí respaldaron todo esto, de 42 académicos, de la jueza Gloria Negroni y de toda la gente que colaboró”, concluye.

¿Mamá o papá?

Psicólogo Miguel Morales, coordinador del magister Intervención Psicojurídica de la Universidad Diego Portales.
Foto: Gentileza

“Los dos son igualmente mejores o igualmente peores. La dos pueden ser un desastre o pueden ser lo mejor para los niños”, responde Miguel Morales, psicólogo y coordinador académico del magister Intervención Psicojurídica de la Universidad Diego Portales, respecto a quién es la elección correcta para el cuidado de los hijos de padres separados.

Morales agrega que “niño cualquiera lo que necesita para el desarrollo armónico de su vida es sostén, compañía, preocupación y lo que no necesitan es maltrato, negligencia, castigos físicos”, requerimientos que pueden aportar tanto el padre como la madre.

El psicólogo destaca que las mediaciones entre padres son fundamentales, ya que cuando “un tercero (juez) se mete en la familia y cambia las reglas del juego es porque los papás han sido incapaces de solucionarlo”.

Los acuerdos pueden evitar situaciones traumáticas para los menores como son los procesos de tuición, explica Morales, pues “cuando se llega a juicio no se puede hacer nada, no se puede impedir el impacto negativo que tiene en los niños”.

Terra Terra